5 de junio de 2012

Diario Vivir

Luego de pensar mucho ayer, enojarme, entristecerme, llorar, y después reírme y disfrutar, me hizo dar cuenta que cuando algo te pasa, es porque algo mejor te tiene que pasar después. Me suelo entristecer por boludeces, o cosas cotidianas. Luego, me doy cuenta que no es tan terrible.

Hoy, por ejemplo, disfruté de dormir todo el día :)

he vuelto, no con la facilidad de escritura de antes, pero iré recuperándola de a poco.

3 comentarios:

Sweet and crazy dijo...

Eso pasa cuando no tenes de que quejarte (: jajajaja te quieroooo ♥

Hybrid Willow dijo...

No fui la única con el mismo mal día ayer?...

Sus consecuencias me permitieron tomarme el día libre hoy.

Mor dijo...

Hybrid, nos pasó lo mismo, con horas de diferencia. :)

Ili, no me gustaaaaaaa! me gustaba no quejarme!!! jajaja te quiero mas rubia