8 de diciembre de 2010

Zombie

caminando sin rumbo.
el calor, el tipo de noche que hay hoy, me dan ganas de seguir caminando hasta llegar a no sé donde (quizás llegar a un par de lugares bastante lejos, pero me empezarían a doler demasiado los pies cuando supere las 30 cuadras.)

el hecho de que alguien hable más que yo, me cohíbe.
el hecho de que lo haga menos, y sea cortante, más todavía.

caí en la cuenta de que estamos en diciembre, se termina el 2010, y solo he juntado más frustraciones, algunos amigos más y toques vividos, de los medio pelo, de los "pah que noche esa" y de los "qué pedo me agarré esa noche", entre otros.

no, nunca terminé mal de mal, vomitando, pero sí cayéndome de manera graciosa.
y es de noche y hay luz tenue.
y yo no estoy mal, tampoco estoy bien.
estás ahí, no estás, no sé.
una hermosa tarde.
"por un rato todo fue como antes", qué lindas épocas las de antes.
necesito leer un libro, con páginas, no me va la de los libros por interné.
mi casa, mi hamaca, mi mamá, mi gato. extraño eso (si mi gato pudiera ser transportado en bondi, ¡seguro iría conmigo a tantos lados!

y extraño ciertas cosas, otras no. con otras me resigno, y queda por esa.

una cerveza que quedó pendiente (bah, nunca mencioné la palabra cerveza, ni mucho menos. pero bueno, alcohol de algun tipo, al ser lo más fresco y de lo más tomable en el verano/ primavera, asumo que tomaríamos eso.

caminando por ahí... jaja, qué lindo.
igual, ta, me dejo de divagar porque voy a ponerme emo, y ni da.

después de unos cuantos next, pintó una canción... que va a ir de título, porque me siento así.
ni mal, ni bien. simplemente así.

(igualmente, me encanta volver a las épocas veraniegas de rambla y diversión...!)

No hay comentarios.: